Tres poemas inéditos

Tres poemas inéditos

Huso horario II

Del corazón de las nubes
los copos de nieve
caerán
fuera del tiempo,
el lento aterrizaje
hasta posarse sobre un sólido
para desaparecer.

Una mano diminuta
acaricia sin figurar.
La molécula de
una muestra de afecto.

Se puede decir así
o se puede llamar
cada cosa por su nombre.

La curva del tiempo
acumula de todo
menos claridad.
Certezas, pocas
por ejemplo:
las nubes
no tienen corazón.


Cadena de carbono

Buscando una cosa
encontramos otra:
lo que un año es bueno
puede ser el veneno de los demás.

Nada tendría que desatenderse.
¿A quién le toca tomar la foto de grupo?

Juntemos las piezas
de cuando vivimos sin gravedad:
de este lado los vivos,
del otro, el espacio exterior.

Como los átomos
somos visibles solo
en multitud.

Carta a mis hijas

Una activa la caja de música:
debajo de la melodía
se escucha el chirrido fino
de su mecánica

En el alféizar, la otra
cae dormida mientras
juega a dormir.

Y esos fueron los
años del misterio.

__

Fotografía de Dorothea Lange.

Andrés Neuman: «La ficción es uno de los pocos instrumentos que tenemos para acercarnos al otro»

Las cadenas